Patatas revolconas

Todas las recetas de patatas revolconas

Patatas revolconas extremeñas

Patatas revolconas extremeñas

Las patatas revolconas son una receta típica de Extremadura, sobre todo de Cáceres, por eso voy a poner la versión de esta región, que en vez de torreznos o panceta, tiene chorizo.

La consistencia del plato en otras regiones es más como de puré, pero en esta ocasión lo he dejado en trozos pequeños de patata, sin llegar a machacarlo por completo.

Su elaboración es muy sencilla, y su sabor no puede ser mejor. Es barato y muy apetecible en los días más fríos, cuando apetece algo caliente que llevarse al cuerpo.

Como sabréis, si habéis hecho ya unas patatas revolconas, en cada casa hay una versión, y cada una es diferente. Esta es la que yo he probado y vuelto a probar, ya que es la que que comía en casa desde que tengo uso de razón, y siempre ha salido bien.

Receta de Patatas Revolconas

Ingredientes que vas a utilizar:

  • De 2 a 3 patatas medianas
  • 3 dientes de ajo
  • La mitad de una cebolla
  • 200 gramos de chorizo en trozos muy pequeños
  • Aceite de oliva virgen extra
  • 1 cucharadita de pimentón dulce o picante, al gusto

Instrucciones de preparación

En primer lugar, pelamos y cascamos las patatas en trozos (esto se hace introduciendo un poco el filo del cuchillo y haciendo un movimiento hacia arriba para desprender el resto de la patata). Ponemos los trozos en una olla y lo cubrimos con agua. Añadimos suficiente sal como para salar las patatas y dejamos que cuezan a fuego fuerte hasta que estén bien tiernas.

A continuación, preparamos una sartén con un par de cucharadas de aceite de oliva, y lo calentamos. Cuando esté caliente, añadimos la cebolla picada muy finamente.

Dejamos que se sofría la cebolla hasta que casi esté transparente, y después agregamos los dientes de ajo pelados y picados.

Cuando el ajo esté dorado y fragante, es hora de incorporar el chorizo picado y el pimentón. Removemos todo para que todos los sabores se integren.

Una vez que las patatas estén tiernas, las escurrimos y las transferimos a la sartén.
Con ayuda de un tenedor las machacamos hasta que estén en trocitos pequeños (tampoco hace falta que sea un puré).

Mezclamos todo y dejamos que se cocine durante 5 minutos más. Probamos para ver si es preciso añadir más sal y si quieres aligerar la consistencia puedes añadir un poco de agua.
Lo servimos en platos individuales en caliente.

Nota.

Si quieres darle un toque picante, sólo tienes que comprar chorizo picante y añadirle el pimentón picante.